martes, 22 de noviembre de 2011

El despertar de Europa

Tras la crisis sufrida por Europa al final de la Edad Media, el siglo XV fue un periodo mucho más positivo. La población empezó a aumentar, las tierras se pusieron otra vez a labrar y las rutas comerciales se ponen en marcha. El siglo XV da lugar a la llamada Edad Moderna y durará hasta en siglo XVIII.
El feudalismo estuvo presente durante toda la Edad Media y se prolongó durante unos años en la Edad Moderna. El capitalismo toma auge durante los siglos XV y XVI; es un modo de producción donde la clase capitalista (burguesía) posee el capital y los medios de producción y explota la fuerza de trabajo del obrero o proletario, desprovisto de medios de producción. El proletario solo posee la fuerza de trabajo que vende a cambio de un salario.
Con el capitalismo toman mayor fuerza las nuevas relaciones sociales de producción, que tratan de adaptarse al gran desarrollo de las nuevas fuerzas productivas. Un nuevo modo de producción, con sus propias relaciones de producción, se ha gestado y toma impulso y procura imponerse al feudalismo a lo largo del período moderno. Los factores que dan lugar al desarrollo de las fuerzas productivas son:
·          -  La conquista del mar. La necesidad de encontrar nuevas rutas para llegar a las Indias impulsó a los portugueses y españoles a buscarlas para poder continuar sus actividades comerciales. Con el descubrimiento de América en 1492 y los descubrimientos portugueses, se fortalece el comercio.
·         -   La competencia por el mercado mundial entre portugueses y españoles primeramente, y luego entre ingleses, holandeses y franceses, da lugar al saqueo de las riquezas de América y a la explotación de la fuerza de trabajo de las colonias.
·         -  La gran acumulación de capital, basada fundamentalmente en los metales preciosos saqueados en América, y en la absorción de tierras y las formas de producción artesanales en Europa, originan una masa de capital importantísima en los comienzos del capitalismo, llamada “acumulación originaria” o “primitiva del capital”, fundamental para que el capitalismo se desarrolle en las ciudades.
·          -  Los inventos y el progreso técnico alcanzado en la navegación, la utilización de la pólvora, la extracción de minerales, la imprenta, empujan la máquina económica. También el uso de la brújula tuvo gran importancia. Permitió a los españoles buscar una ruta que los comunicara con Asia navegando hacia el oeste, atravesando el océano Atlántico.

3 comentarios:

  1. Nacho Cortes Garcia (las entradas publicadas por HistoriadelaHistoria son mias)

    ResponderEliminar
  2. Esta entrada se parece en demasía a otras páginas de internet

    ResponderEliminar